Autor del artículo

Fernando Cid Lucas
フェルナンド・シッド・ルカス
カセレス出身 1979年生まれ。 バジャドリッド大学、19世紀の英国・フランスの紀行文における日本のイメージの受容についての調査グループの調査員をつとめている。日本文化に関する書籍を約10冊ほど執筆、編集しており、Studi Ispanici, Revista de la Universidad de Antioquía o Japan Spotlight等の著名な雑誌にも100以上の記事を提供。スペイン、ドイツ、ポルトガル、アイルランドの大学で行われている100以上の講演や学会での発表経験があり、現在は17世紀に日本に赴任したエストレマドゥラ出身のフランシスコ会修道士、Pedro de Burguillosの年代記の校訂版に取り組んでいる。

(Cáceres, 1979) Es investigador y secretario del Grupo de Investigación Reconocido de la Universidad de Valladolid sobre la Recepción del Imaginario Japonés en la Literatura Inglesa y Francesa de Viajes del Siglo XIX y, asimismo, miembro de la Asociación Española de Orientalistas de la Universidad Autónoma de Madrid. Ha escrito y coordinado una decena de libros sobre cultura japonesa; publicado un centenar de artículos en revistas tan prestigiosas como Studi Ispanici, Revista de la Universidad de Antioquía o Japan Spotlight. Ha pronunciado más de un centenar de conferencias en universidades españolas y de Alemania, Portugal o Irlanda. Actualmente trabaja en la edición crítica de la relación del franciscano extremeño Pedro de Burguillos, destinado en Japón en el s. XVII.

Extremadura: tierra de lo jondo

2010年11月

 西側をポルトガル、南側をアンダルシア州、東側をカスティージャ・イ・レオン州に囲まれたエストレマドゥーラ州は、スペイン南西部に位置する自治州です。

 フラメンコといえば、セビージャやグラナダをはじめとするアンダルシア州の都市が良く知られていますが、エストレマドゥーラ州も、その地理的な理由と、近隣の自治州から様々な時代に多くの影響を受けてきたこともあり、フラメンコのアーティスト達やフラメンコの研究者を多く輩出しています。

 カセレス出身のフェルナンド・シッド・ルカス氏によるエストレマドゥーラに存在する豊かなフラメンコ文化についての解説。


XXXV Festival Flamenco de Cáceres


Sin caer en tópicos fáciles, hemos de decir que existe buen cante jondo más allá de Andalucía. Quizá por proximidad geográfica (con Huelva, Sevilla y Córdoba como provincias bisagras) y por las influencias culturales que ha recibido de la comunidad autónoma vecina a lo largo de los diferentes periodos históricos, Extremadura puede hacer gala de poseer un ancho caudal flamenco, fructificado en el cante, el toque y la investigación flamencológica.

Desde hace tiempo, muchos han sido los nombres de cantaores y cantaoras ya universales que ha dado esta tierra; pongo por caso al famosísimo Porrina de Badajoz, Ramón el Portugués, Pedro Peralta (muy buen intérprete de farrucas, género nada fácil, por cierto), o al Niño de la Ribera, a quien con una voz muy suya se le han podido escuchar espléndidos fandangos en diversos festivales españoles.

Amén del personario, Extremadura cuenta, asimismo, con varias formas autóctonas de flamenco, tales como el tango o el jaleo extremeño, si bien, todas ellas brotadas del fértil tronco andaluz y de raíz puramente gitana. En nuestros días, son los jóvenes cantaores y cantaoras quienes se están encargando de darle el empaque y la perdurabilidad que éstas se merecen.

Todo el trabajo eminentemente artístico se complementa con la labor de teorización y sistematización que están realizando otros tantos extremeños ilustres de este mismo ámbito, tales como el también poeta y novelista emeritense Félix Grande, con su Agenda flamenca (1987) y Memoria del flamenco (1995); o el guitarrista, felizmente reconvertido a ensayista, Perico de la Paula, quien firmase en 2008 el magnífico libro: Tangos extremeños/Jaleos extremeños.

Tampoco debemos obviar la seria y constante labor de la Peña Amigos del Flamenco de Extremadura, dirigida por un buen amante del flamenco y, aún si cabe, mejor persona, Federico Vázquez Esteban. A lo largo de su trayectoria no se ha conformado con la organización de recitales en diversas poblaciones extremeñas, sino que ha puesto en marcha -en colaboración con la Universidad de Extremadura- varios congresos en los que a la teoría se le ha sumado la práctica, y con los que ha querido llegar a cuantos más mejor, dejando a un lado la creencia de que el flamenco y lo jondo son propiedad sólo de unos cuantos.

A día de hoy, el flamenco en Extremadura está en franco desarrollo, apoyado por las televisiones autonómicas y por otros medios de comunicación. Tal vez, uno de los mejores favores que se le puede hacer al flamenco extremeño es que se le conozca de primera mano. Así, pues, queda lanzada la invitación. Ojalá sean muchos los turistas japoneses que vengan y comprueben por sus propios ojos y oídos que este bello arte ancestral tiene una buena y sincera sede en estas tierras meridionales. Me consta que los nombres aquí recogidos así lo desean. ¡Salud y jondo!

フェルナンド・シッド・ルカス
Fernando Cid Lucas